¡Evita el sobrepeso y obesidad infantil! Pautas de los pediatras para familias y Gobiernos

Los pediatras ofrecen sus recomendaciones durante el verano, para controlar el sobrepeso y la obesidad infantil. 

El sobrepeso y la obesidad infantil es un problema latente. Tanto que estas enfermdades se encuentran entre las principales causas de muerte y discapacidad en niños de la Región las Américas, según la OMS.

Por lo que, la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap) recomienda a las familias que incorporen a la rutina una serie de hábitos saludables para mejorar la salud de los más pequeños y lo resumen en las siguientes pautas:

Comer y cocinar en familia. Además de mejorar el clima familiar, se ha demostrado que cuando los niños y niñas hacen las comidas diarias de forma habitual con sus padres mejoran sus hábitos alimentarios.


Más frutas y verduras. Promover el cambio a una dieta sana, introduciendo nuevos alimentos o volviendo a intentarlo con otros, es esencial en lo que al consumo de frutas y verduras se refiere.


Limitar el uso de pantallas. El uso desmesurado de pantallas fomenta el sedentarismo, además de causar estragos en el sueño y en los niveles de concentración. Por eso, fijar límites puede suponer una gran diferencia.


Ejercicio físico y ocio activo. Un estilo de vida saludable implica moverse y no ser sedentario. En familia o con amigos, el deporte y la actividad física son trascendentales como medida preventiva para el exceso de peso y los problemas que conlleva.

Por otra parte, los pediatras de atención primaria reiteran una serie de pautas contra la obesidad dirigidas a los gobiernos, como la bajada de precios de productos alimenticios básicos del grupo de las frutas y verduras y fomentar su consumo, ya que garantiza que aquellos hogares con menos ingresos o en situación de vulnerabilidad, puedan permitirse comer de forma saludable.

Recomiendan también el fomento del área pediátrica para la detección precoz de estos problemas, para implementar medidas preventivas, vigilar hábitos alimentarios y orientar a las familias.

Concluyen que es necesario contar con una red de profesionales lo suficientemente amplia, ya que en verano, la atención primaria se puede ver muy limitada.

No te pierdas una noticia, suscribete gratis para recibir DiarioSalud en tu correo, siguenos en Facebook, Instagram, Twitter, Linkedln, telegram y Youtube

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad