Abordaje interdisciplinar en los trastornos de la conducta alimentaria

Por Ana Amell, Psicóloga Clínica, MA

En la conmemoración del día contra la lucha de los trastornos de la conducta alimentaria, una patología que incrementa cada día en la consulta, queremos resaltar la importancia del abordaje interdisciplinar con el objetivo de poder ofrecer a estos pacientes el mejor abordaje terapéutico que le permita mejorar su calidad de vida así como su estado de salud integral

El Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM-5), define que los trastornos de la conducta alimentaria y de ingesta de alimentos se caracterizan por una alteración persistente en la alimentación o en el comportamiento relacionado con la alimentación que lleva a una alteración en el consumo o en la absorción de los alimentos y que causa un deterioro significativo de la salud física o del funcionamiento psicosocial

Dicho esto la importancia de un abordaje interdisciplinar que incluya el abordaje del estado biológico, psicológico y social del paciente con el objetivo de definir la estrategia terapéutica idónea y contribuir con un mejor manejo en el abordaje

Cada uno de los diferentes trastornos de la conducta alimentaria tiene un manejo y protocolo diferente por esto la importancia de un personal cualificado en el manejo de este tipo de tratamiento aumentará la tasa de éxito en la recuperación

Regularmente los afectados por los trastornos de la conducta alimentaria  presentan asociadas otras patologías psiquiátricas, como depresión, ansiedad, trastornos de personalidad o abusos de sustancias y/ o drogas

La edad media de comienzo de estos trastornos es a los 14 años, con otro pico a los 18 años. El rango abarca desde los 10 a los 20 años, aunque puede existir también fuera de estas edades. Rara vez comienza antes de la pubertad o después de los 40 años.

Según datos de la Asociación Española Estudio de los Trastornos de la Conducta Alimentaria (AEETCA), cerca de un 70% de los adolescentes no se sienten a gusto con su cuerpo y seis de cada diez chicas creen que serían más felices si estuvieran delgadas y entran en los cánones que exige la sociedad de delgadez. Se trata, además, de una enfermedad mental con mayor mortalidad por las complicaciones físicas que provoca.

Agrega también que la prevención y el tratamiento en estos trastornos tienen como objetivo, además de recuperar el cuerpo físico, trabajar el desarrollo de la autoestima, la creación de valores lejos de los estereotipos sociales y publicitarios, además de la gestión de las emociones y la conquista del cuerpo real de cada persona, en el presente.

Por último, ante la sospecha de recibir un paciente con este tipo de trastornos derivarlo a un especialista de esta área que pueda ofrecerle los recursos y ayuda inmediata ya que el diagnóstico temprano contribuye a una alta tasa de recuperación.

No te pierdas una noticia, suscribete gratis para recibir DiarioSalud en tu correo, siguenos en Facebook, Instagram, Twitter, Linkedln, telegram y Youtube

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad