Países hispanos con alto índice de mortalidad materna y neonatal

La Organización Panamericana de la Salud (OPS) reafirmó en su plan ODS 3.1 y 3.2, la meta de reducir la mortalidad materna y de menores de cinco años, a través de un debate sobre las experiencias directas de países como Guatemala, Argentina, Colombia y Costa Rica. 

Durante el panel, el doctor Jarbas Barbosa, subdirector de la OPS dijo que han estado apoyando de manera directa a los 10 países prioritarios de la región Américas con elevada tasa de mortalidad materna y neonatal de los que se incluye Bolivia, Guatemala, Honduras, Nicaragua y Paraguay.

Según explicó, el objetivo del panel es continuar profundizando en las razones de estos casos y alcanzar la reducción de la mortalidad materna en la Región de las Américas y esos países prioritarios por el alto índice de mortalidad materna y en niños.

Además determinó que las mujeres embarazadas son un grupo vulnerable en el tema de covid-19 y también resalta el papel de la atención prenatal y que durante la crisis pandémica estuvo ausente agravando la situación con las madres y los niños. 

Por otro lado, en el tema de la mortalidad de neonatos, Andrés de Francisco, director del departamento de promoción de la salud y bienestar, explicó que "no se trata solo de las muertes sino de la morbilidad, ya que el neonato puede tener algunos problemas de infecciones y, cuestiones genéticas y nutricionales que van a darle problemas más adelante". 

"En la Región de las Américas tenemos 15 millones de nacimientos y más de 1.2 millones que son prematuros, lo cual lleva a complicaciones graves y moderadas por una elevada carga de enfermedades", afirmó el doctor de Francisco. 

Agregó que este alto índice se puede disminuir con el cuidado de la nutrición y claramente con los servicios prenatales que velan por el crecimiento del neonato, para que no solo sobreviva sino que también prospere a lo largo de su vida y evite complicaciones que lo puedan llevar a la muerte. 

Andres de Francisco detalló que hay un alto porcentaje de nacimientos en la Región de las Américas, pero que aún existen comunidades con alto nivel de vulnerabilidad que viven distantes y no tienen la facilidad de acceso a los servicios durante y después del embarazo. 

“El período de postparto es donde menos se hacen intervenciones, dando paso a complicaciones incluyendo la mortalidad de la madre y del recién nacido y, es bueno recordar la importancia de la revisión en este período; porque se pueden identificar las complicaciones que dan origen a los problemas que conducen a la mortalidad materna y la neonatal”, explicó Andres de Francisco en el debate.

No te pierdas una noticia, suscribete gratis para recibir DiarioSalud en tu correo, siguenos en Facebook, Instagram, Twitter, Linkedln, telegram y Youtube

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad